Top: 7 grandes juegos rítmico-musicales Desde nichos móviles hasta sagas ultraconocidas

Top: 7 grandes juegos rítmico-musicales

La música es uno de esos aspectos culturales que, nos guste o no, tienen muchísimo peso en nuestra sociedad. Ya sea por su uso en publicidad, entornos sociales (bares, discotecas y eventos, por ejemplo) e incluso, en las series, películas y, en lo que nos compete, los videojuegos.

Se ha hablado mucho sobre la banda sonora de un juego u otro, sobre los estilos o géneros en los que se mueven y en lo preciosas que son a veces y lo bien que acompañan, pero hay un aspecto que a veces pasamos por alto, es decir, los juegos musicales. Aquí englobamos los juegos que utilizan la música, no como un medio, sino como el eje principal del gameplay.

En este caso, venimos a realizar un top de los siete juegos rítmico-musicales más destacados del medio, según mi opinión. Ya seas alguien que disfrutaba de este tipo de títulos en los arcades o directamente en casa, solo o con amigos, estos juegos despiertan el interés de los más inquietos, pues el incremento del pulso y el “bailoteo” inconsciente es la meta de estos títulos. Dicho esto, vamos al lío.

Crypt of the NecroDancer

Crypt of the NecroDancer narra la historia de Cadence, una exploradora que, siguiendo los pasos de su padre, tiene un enfrentamiento contra un nigromante que le maldice. Desde ese momento, su corazón debe seguir el ritmo de la música que suena en las oscuras cavernas si quiere seguir latiendo. En los aspectos más básicos, Crypt of the NecroDancer es un roguelike y dungeon crawler con un pixel-art precioso, pero el giro está en que tendremos que movernos, atacar y ejecutar todas las acciones siguiendo el pulso de la música que nos indica nuestro propio corazón en el HUD, añadiendo una nueva capa a la jugabilidad. Además, si la canción del nivel se acaba, seremos transportados automáticamente al próximo, queramos o no.

Rythm Heaven

Rythm Heaven es la segunda entrega de la saga Rythm Tengoku, que salió para Nintendo DS. Esta entrega fue la primera en salir de Japón tras la exclusividad del Rythm Tengoku original. Conocida en Japón como Rythm Tengoku Gold, Rythm Heaven en América y Rythm Paradise en Europa, este título consiste en una serie de minijuegos en los que tendremos que tocar, mantener o arrastrar el stylus (o la vieja confiable del dedo) al ritmo siguiendo una serie de “cues” sonoras que nos indicaran que acción hacer y cómo. Tras una serie de minijuegos individuales, entraremos en una fase especial, los llamados “Remix” que nos harán tocar una canción única que mezclara pedazos de todos los minijuegos vistos anteriormente, que pueden ir desde montar robots en una fábrica a hacer bailes de apareamiento.

OSU!

OSU! es el juego de ritmo por excelencia, todo el mundo ha visto a alguien dejándose los dedos y la voluntad por vivir jugando a OSU! (asiáticos sobre todo). La mecánica es muy simple, hacer clic en una bolita que se mueve de maneras endiabladas a través de la pantalla. Lo mejor de OSU! es su dificultad extrema, hay veces que pide una precisión y velocidad fuera del límite humano para superar canciones. Además, también es muy valorable la capacidad para mods que tiene, pudiendo tocar tus canciones o memes favoritos a golpe de ratón ¿Lo mejor de todo? OSU! es free to play. Así que, si no tienes miedo a luxarte una muñeca y a que te llamen otaku por el resto de tu vida, quizás te interese echarle un vistazo a este “sencillo” juego.

 

Friday Night Funkin

Friday Night Funkin es un título bastante reciente, nacido de una Jam, que se ha convertido en toda una sensación. Visualmente, parece un clon de la popular saga Dance Dance Revolution, donde nos vendrán flechas desde la parte inferior de la pantalla y deberemos pulsar al ritmo para grabar puntos. Sin embargo, en lugar de hacerlo a la vez que nuestro oponente y ver quién saca más puntos, lo haremos por turnos, en batallas de rap.

FNF es una oda a los juegos de flash antiguos, sobre todo, los pertenecientes a la web Newgrounds. Tanto es así que cuenta con varios personajes originales (los protas Bf y GF, y los padres de la chica) y referencias a los orígenes de Newgrounds como Pico (la creación de Tom Fulp) o Skid y Pump, los protagonistas de la webserie Spooky Month, del gran Sr. Pelo.

Taiko no Tatsujin: Drum ‘n’ Fun!

Taiko no Tatsujin: Drum ‘n’ Fun! es uno de esos juegos rítmicos descomunalmente populares. En este título solo disponemos de dos botones para seguir el ritmo de la música que está sonando. Ya sea pop, anime o música clásica, el título nos da varios “minijuegos” para adaptar la música elegida a distintos, valga la redundancia, juegos rítmicos.

El título hace gala de un aspecto visual y unas animaciones que rozan la locura y el éxtasis musical al llenar la pantalla de color hasta unos puntos bastante enfermizos. Divertido y asombrosamente adictivo, es uno de esos títulos a tener en cuenta siempre que quieres sentir la adrenalina por tus venas mientras sigues el ritmo de temas como Cha-La Head-Cha-La, de la serie Dragon Ball.

Kingdom Hearts: Melody of Memory

Kingdom Hearts: Melody of Memory es uno de esos juegos que se suelen pasar por alto por ser un “subproducto” de una franquicia conocida. En esta ocasión, la saga Kingdom Hearts se permite ofrecer una aventura musical que cuenta con 140 temas musicales en diferentes escenarios de la serie. Disfrutaremos de todos los temas, tanto de películas Disney, como la fantástica Obra de Yoko Shimomura. Además de esto, el título sirve como nexo de unión entre Kingdom Hearts III, que termina la saga Xehanort, con el próximo Kingdom Hearts, que abrirá una nueva línea argumental.

Patapon

Desarrollado por la ya desaparecida Japan Studio, Patapon es una de las experiencias musicales más encantadoras del medio. Nos ponemos a la cabeza de una tribu de criaturas redondeadas que tendrán que moverse, cazar, luchar y protegerse al ritmo de la música. Todas las acciones del juego son una consecución de cánticos efectuados con los cuatro botones del mando de PlayStation. Pata Pata Pata Pon se configura como el movimiento principal de esta aventura de fantasía que siempre quedará en nuestros corazones.

Es cierto que muchos de los juegos musicales de los últimos tiempos no han llegado a un público mayoritario, pero son experiencias muy recomendables. Ya sea porque te gusta la música, el ritmo o la ambientación, hay un juego musical para cada persona.

Acerca de Ángel Lostes

Músico profesional, escritor a tiempo parcial y amante de los videojuegos. Tengo cierta predilección por el apartado sonoro de los juegos, creo que es lo que le da vida a un juego, más allá de los gráficos.

Ver todas las entradas de Ángel Lostes →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.